Urban Sports Club me motivó a hacer deporte por primera vez en mi vida: cómo hacer del deporte un hobby

Por Joaquín Reixa

Nunca he sido muy fan de la actividad física, o al menos eso creía yo. En mi etapa escolar no llegué a conectar con las actividades físicas que nos mandaban hacer, y supongo que ese rechazo lo fui arrastrando hasta bien pasada la adolescencia. Sin embargo, aunque puedo enorgullecerme de llevar una dieta vegetariana bastante sana, llega un momento en el que el metabolismo inevitablemente cambia y empecé a sentir que para mantenerme en la forma física en la que me sentía cómodo conmigo mismo debía aumentar mi actividad deportiva. Para ubicar en el tiempo, esta necesidad se despertó en mi hace un par de años.

Desde entonces, estuve yendo y viniendo del gimnasio intermitentemente durante bastante tiempo, pero realmente no terminaba de sentirme muy conectado con la rutina diaria. El mismo gimnasio todos los días a la misma hora terminaba haciendo mella con el paso de las semanas y creando en mí una sensación de rutina y de obligación que, realmente, no disfrutaba.

Fue justo en ese momento cuando descubrí Urban Sports Club y empecé a colaborar con ellos. Empecé a probar centros deportivos por el mero hecho de probarlos, de experimentar en distintos ámbitos. Un día gimnasio, pero al siguiente una clase de pilates o una actividad de entrenamiento funcional o, por qué no, un masaje deportivo a final de la semana para relajar la musculatura. El poder probar nuevas actividades casi a diario se convirtió en un juego y, por tanto, hizo que la sensación de monotonía desapareciese por completo. Descubrí unos cuantos centros deportivos en los que disfrutaba especialmente y me monté una ruta semanal de diferentes actividades y horarios en ellos; y, por primera vez en mi vida, me sentí motivado para hacer deporte.

El hecho de llevar ya unas semanas experimentando hizo que, sin darme cuenta, empezase a ver cambios en mi cuerpo en la dirección que yo buscaba y eso, casi por sí solo, fue un aliciente para seguir con la actividad física. Mi mayor motivación a seguir había aparecido casi sin darme cuenta gracias a que Urban Sports Club había convertido el deporte en un juego. Y así sigo a día de hoy.

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Te gustaría saber más sobre la oferta deportiva corporativa de Urban Sports Club?