¿Conoces todos los tipos de yoga?

Es cierto que el yoga es una sola disciplina pero lo mucho que se ha profundizado en su estudio con el paso de los años ha hecho que hayan surgido diferentes variantes. Cada una de ellas constituye una forma distinta de acercarnos a la vida a través de esta mágica disciplina. 

Si aún no eres yogui pero te gustaría serlo, este artículo es para ti. Quizá hayas probado el yoga pero no te ha convencido. Si es así, es probable que no hayas dado con el yoga que más encaja con tu personalidad. A lo largo de esta entrada, te contamos qué tipos de yoga podrían gustarte más según tu forma de ser y de pensar. Si te enganchas al adecuado no podrás dejarlo. ¡Garantizado!

Pero antes de ahondar en los diferentes tipos de yoga que pueden gustarte más o menos según tu personalidad, queremos aclarar cinco grandes conceptos. Son las clasificaciones genéricas del yoga y estamos convencidos de que has oído hablar de ellas. Para entender el resto de cosas, es imprescindible saber de su existencia:

  • Bhakti yoga: yoga de la devoción
  • Jnana yoga: yoga del conocimiento
  • Karma yoga: yoga de la acción 
  • Hatha yoga: yoga del cuerpo
  • Ashtanga yoga o raja yoga: yoga de disciplina física y mental

Si abrimos cada uno de estos cajones, encontraremos variantes infinitas. Hemos clasificado los tipos de yoga en cinco grandes grupos. Es importante que sepas que todos los tipos de yoga tienen un mismo fin pero lo expresan y persiguen de maneras distintas. Por otro lado es fundamental que entiendas que cuando trabajamos de forma consciente y controlamos las asanas y la respiración no solo trabajamos el cuerpo y lo tonificamos sino que además conseguimos un equilibrio mente cuerpo que nos va a ayudar a lidiar con las complicaciones de nuestro día a día. No importa el tipo de yoga que elijas. Estas cosas son una garantía. 

  1. Si eres una persona activa: probablemente seas ‘asthangui’. El Ashtanga Yoga se refiere a los ocho pasos que en yoga conducen al control mental absoluto. También incluye todos los demás métodos que ayudan a controlar el cuerpo, la energía, los sentidos y la mente. 
  2. Si necesitas canalizar tus emociones: te recomendamos el Hatha Yoga. Te ayudará a mantener una postura correcta y a controlar la respiración a través de las diferentes asanas.  
  3. Si has probado el yoga y te ha parecido aburrido: deberías acercarte a alguna clase de Bikram Yoga o Hot Yoga, Power Yoga, Acroyoga, Aeroyoga. En estos estilos la práctica es dinámica y por lo tanto más cardiovascular.
  4. Si crees que el yoga es complicado y no eres suficientemente flexible: deberías probar alguna clase de Hatha Yoga, Sivananda, Yoga Nidra, Anusara Yoga, Yin Yoga, Yoga Iyengar, Yoga restaurativo y terapéutico. Llevarás un ritmo más lento y aprenderás a entender tu cuerpo y sus movimientos. 
  5. Si te estás buscando: necesitas una clase de Raja Yoga, Kundalini Yoga, Yoga Nidra, Anusara Yoga, Kripalu Yoga, Yin Yoga, Nada Yoga o Swara Yoga. En éstos estilos profundizas en la teoría del yoga y comprendes la importancia de la mente: la meditación y la concentración para potenciar tu desarrollo personal, aprendes muchas técnicas avanzadas de pranayama. 

Seguro que de los cinco grupos que hemos definido hay alguno que encaja más con tu personalidad que los demás. Anímate a probarlo. Si lo has hecho ya y no te ha llenado, dale otra oportunidad. Ten en cuenta que la elección del profesor es importante y en este sentido la app de Urban Sports Club te puede ayudar. A partir de esta puedes acceder a diferentes centros deportivos tanto indoor como outdoor para que la búsqueda de tu centro de yoga ideal sea mucho más sencilla. Con una sola cuota podrás probar varios centros. ¿A qué estas esperando para hacerlo? 

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gustaría saber más sobre la oferta deportiva corporativa de Urban Sports Club?